INICIO

ACERCA DE

VÍDEOS

TIENDA

BLOG

GALERÍA

RADIO

CONTACTO

Vinilo vs Mp3



Es sorprendente cómo un formato con tantos inconvenientes como lo era el vinilo, se tiene en tan alta estima. Imagino que en parte por el hecho de manejarlo con las manos, eso lo puedo entender, pero lo que no entiendo es como aún hay gente que defiende la calidad del sonido del vinilo por encima de un CD o un mp3.

Se habla mucho de las limitaciones sonoras de un mp3, que si enmascara unas frecuencias con otras y que si no es capaz de reproducir bien los agudos o los graves… ¿los graves? ¡por el amor de Dios! si hay alguna deficiencia audible, ¿por qué iba a estar en las frecuencias que necesitan menos cantidad de información para registrarse?. Lo cierto es que en un mp3 de baja calidad como puede ser 128 ó 160Kbps, se pueden notar deficiencias en los agudos, pero yo personalmente soy incapaz de escuchar ninguna diferencia entre un 192Kbps y un WAV.

Pero volvamos al vinilo y detallemos unos cuantos defectos de este legendario formato, unos conocidos, pero otros en su mayoría no tanto:

- Clicks y Pops: El vinilo es propicio a cargarse de electricidad estática, que provoca pequeñas descargas audibles en forma de pops. La electricidad estática a su vez atrapa polvo, que también puede oírse en forma de clicks y otros ruidos.

- Abrasión del surco: La aguja, en cada reproducción, va literalmente lijando la información contenida en el surco. En otras palabras; cuanto más lo pinches peor suena.

- Velocidad angular (este es mi favorito) : El vinilo gira a una velocidad angular constante (45 o 33 rpm), pero la aguja recorre el surco a una velocidad lineal variable, lo que conlleva pérdida de calidad a medida que la aguja se va acercando al centro. Para ser más precisos, hay unos 5o0 mm por segundo en el exterior del disco y unos 200 mm en el interior. Nadie se fija en esto porque la pérdida es gradual pero si coges un disco que empiece y acabe con los mismos “platillos” y rápidamente saltas la aguja del principio al final, escucharás una clara pérdida de agudos.

- Pérdida de imagen estereo: Debido a limitaciones físicas del vinilo, el canal L según sale del plato, tiene añadido un 20% de señal del canal R y viceversa.

- Eco premonitorio: Cuanto más larga es la grabación más hay que apretar los surcos y, cuanto más juntos están estos, más se puede apreciar el sonido procedente de “la siguiente vuelta” en un efecto de “eco premonitorio”. También ocurre a la inversa, oír el sonido del surco pasado si el disco se queda en silencio repentinamente. No es que sea el peor defecto puesto que solo se oye en cambios grandes de volumen pero ahí está. Suma y sigue.

- Feedback : El sonido a gran volumen, hace vibrar la aguja mientras suena, atrapando así estas vibraciones y transmitiéndolas de nuevo al sistema de amplificación para ser nuevamente atrapadas en una reglamentación infinita creando el típico zumbido grave. Fascinante!

Podría continuar pero, sólo con esos en mente, la única explicación que cabe para aquellos que aún defienden el sonido del vinilo es que basan su opinión en las leyendas y el romanticismo que vienen implícitos en un trozo de plástico circular. Profesionales de la música, por favor, usen sus oídos para oír.

Entradas recientes

Thumbnail Image

El ordenador lo hace

6 junio, 2014

Thumbnail Image

Miami o no

10 septiembre, 2012

Thumbnail Image

Remix o versión, esa es la cuestión…

4 mayo, 2012

Thumbnail Image

Mezcla Automática o manual

3 noviembre, 2011



Archivos

© 2018 DrKucho.com - by Gráfica Web